Jóvenes Protagonistas (Escuelas Abiertas)



"Desde el primer día en Escuelas Abiertas formé parte del consejo juvenil que cambió por completo la forma de pensar mía, me di cuenta que podía utilizar el liderazgo que tengo en algo positivo."
Jackeline Amelia Estrada López


Esta iniciativa fue seleccionada cuando su denominación era “Escuelas Abiertas”. Esta experiencia guatemalteca se creó sobre la base de la pionera experiencia brasileña “Escuelas Abiertas”, la cual fue fundada en el año 2000, teniendo como antecedente más directo, el programa de la UNESCO/Brasil originalmente denominado “Abriendo Espacios”. Esta experiencia tenía como objetivo abrir las escuelas a la comunidad los fines de semana y plantear dentro de las mismas, el desarrollo de actividades cuyo enfoque se basaba en cultura de paz, ciudadanía, convivencia y clima escolar.

Los resultados que el mencionado Programa tuvo en Brasil, motivó a diversos países a crear una versión propia. En Guatemala, “Escuelas Abiertas” logró abrir espacios de participación juvenil en acciones de beneficio comunitario y familiar a través de las escuelas, al volverlos organizadores y propagadores de la participación social. Esta iniciativa logró además abrir canales de expresión juvenil a través del uso de los medios de comunicación, especialmente la radio.

Abrir las escuelas hacia la convivencia compartida, el juego, el aprendizaje y la experiencia de aprender unos de otros, dentro de un ambiente informal, amplía las posibilidades de devolver la escuela a la comunidad. En efecto, “Escuelas Abiertas”, generó un modelo flexible de intervención que moviliza recursos culturales, creativos y deportivos de las propias comunidades.

La experiencia llevada adelante en Guatemala, que hoy se conoce con el nombre de “Jóvenes Protagonistas” generó entusiasmo y adaptaciones en otros países.

QUÉ BUSCA

Crear las condiciones para que los jóvenes, en especial aquellos con mayores condiciones de vulnerabilidad y riesgo social, sean los principales actores de la transformación social, a través de la generación de oportunidades que les permitan el desarrollo de conocimientos, capacidades, carácter y valores para vivir una vida saludable y sin riesgos, encontrar una opción productiva, formar una familia, construir un patrimonio y aportar a su sociedad. 


EN QUÉ CONSISTE

A través de la educación presencial no formal, se crearon espacios fuera del horario escolar en las escuelas públicas de 156 municipios para que los fines de semana la niñez, juventud y adolescencia de las comunidades beneficiadas usen adecuada y constructivamente su tiempo libre en un proceso de educación integral que incluye el desarrollo creativo, deportivo y cultural, así como también el fortalecimiento de las relaciones con la comunidad.

A QUIEN SE DIRIGE

Se dirigió a niños, niñas, adolescentes y jóvenes, de bajos ingresos entre las edades de 10 a 24 años que viven en condiciones de riesgo. En 2009, esta iniciativa alcanzó a doscientos dieciocho mil ciento noventa y un (218,191) personas, en 2010 a doscientos cincuenta y ocho mil once (258,011) personas, y en 2011, último año antes de los cambios formulados a la iniciativa por el Gobierno de Guatemala, a doscientos setenta y cuatro mil trescientas personas (274,300).

QUÉ HA LOGRADO

Esta iniciativa ha logrado que muchos niños, niñas, adolescentes y jóvenes de zonas de alto riesgo social encuentren en este programa un sitio para explorar sus habilidades, talentos y formas de colaboración entre sí y con su comunidad. También se ha promovido el fortalecimiento de los lazos familiares y de un sentido de oportunidad para canalizar el tiempo libre.

PARTICIPACIÓN COMUNITARIA

Los niños, niñas, adolescentes y jóvenes participaban de la iniciativa, asistiendo los sábados a los diversos talleres en  áreas como el break dance, canto, la danza folklórica, la fotografía, la música, la pintura y el teatro; todos talleres que promueven el desarrollo de diversos medios de expresión artística.

PERFIL DE LOS DOCENTES

Se invitó a ser parte de la iniciativa a talleristas que no necesariamente son maestros titulados, pero que comparten el interés por trabajar con la juventud, por la democracia y el desarrollo. Mediante distintas alternativas de capacitación que se incluían en la implementación del programa, se les brindaba asistencia técnica para que mejoren su desempeño.

INVERSIÓN Y FINANCIAMIENTO

La inversión para el desarrollo de esta iniciativa fue de catorce millones ochocientos cuarenta y seis mil trescientos (14,846,300) dólares americanos, la cual fue aportada por diversas instituciones y organismos tales como: el Gobierno de Guatemala (con el apoyo minoritario de UNFPA, UNICEF, ONU), el Gobierno de los Estados Unidos de América, la Organización de los Estados Americanos, y el Instituto Interamericano del Niño, la Niña y Adolescentes.

Los planes a futuro de Escuelas Abiertas consistían en expandir el programa a los 22 departamentos del país (hasta el 2011 llegaba a 15 Departamentos), la configuración de la red juvenil y de comunidad, y el avance en la evaluación del impacto comunitario.



EVALUACIÓN Y RIESGOS

La evaluación se llevó a cabo por medio de una Encuesta de Intereses Juveniles realizada en el marco de un estudio preparado por una consultora externa financiada por el Fondo de Poblaciones de las Naciones Unidas (UNFPA). Este fue el primer estudio de impacto que se realizó a los 3 años de haberse cumplido la apertura del Programa.
Esta Encuesta realizada a 88,000 participantes de este Programa, dio cuenta de las percepciones juveniles en torno a temas como democracia, sexualidad, educación, empleo, participación, uso de las nuevas tecnologías de la información, salud, violencia y discriminación, y percepción del país.

RIESGOS

Entre los riesgos, se identificaron los siguientes:
  • El impacto que el cambio de Gobierno podría tener en el desarrollo de la iniciativa;
  • La no institucionalización del Programa en las políticas públicas; 
  • La falta de presupuesto.

CAPACIDAD DE MULTIPLICACIÓN

El Programa “Escuelas Abiertas”, hoy denominado “Jóvenes Protagonistas”, se ha extendido a 220 Escuelas, 15 Departamentos, y 156 Municipios. Ha servido de modelo para poder realizar los estudios de factibilidad que posibilitarían su implementación en países como Costa Rica, Honduras, Panamá y República Dominicana. 



RESPONSABLE: Jorge Ernesto Calderón AbullaradePrograma Juventudes Protagonistas (Ministerio de Desarrollo Social), jcakderon@ufm.edu.           

1 comentario:

  1. hoy platicando con una señora me comento del programa jóvenes protagonistas, me parece interesante, la pena es que no exista publicidad, información, que no se dé a conocer, yo trabajo en Sacoj Chiquito, pero no se escucha del programa, por eso la falta de gente interesada. Hagan publicidad, inviten a los jóvenes, visiten las escuelas, jóvenes hay, pero inviténlos.

    ResponderEliminar